ESPACIO DEL ARTE ESCRITO Y VISUAL

miércoles, 19 de diciembre de 2012

LLANTO, PIEL DE TODOS

                                          PINTOR WILFRIDO VELAZQUEZ   (MEDITACION)    





LLANTO, PIEL DE TODOS

Llora la ciudad,
llora Newtown
pero más lloran los libros ,
mudas las silabas no salen del asombro,
agrietadas las lenguas, se desangra el otoño.

Lloran las flores,
lloran los arlequines,
detrás del cristal, lloran los burócratas,
aquellos que en su silencio legalizaron la ilegalidad,
las luciérnagas agonizan, el verbo impávido, ora.

Lloran las madres
llora la luz,
madrigueras de ceras ,
peluches dormidos, retretes vencidos,
tan solo una limosna, aliento de pólvora,

Llora tú, lloro yo,
lloramos todos, lloran los peces y las aves
la podredumbre estas en nuestras venas,
es el virus de la historia, matar no es de Dios,
blasfema quien  olvida.


 Lloran las hojas, lloran los reos,
mutilados los senderos,
los brazos no se cansan , las plegarias no se agotan
el rocío devora el hastío,
los ángeles, centinelas, es la palabra herida.

Lloran los hombres
y también los duendes,
en la vastedad, un río de lagrimas
rebosa el silencio, se aglomeran las sombras,
hincados caemos, ante tanto dolor.


Fausto Antonio Aybar.

lunes, 10 de diciembre de 2012

AMANECE DE NUEVO


GEOVANNY INFANTE (NUEVO AMANECER)




AMANECER DE NUEVO


Velozmente se degrada la noche
y emerge de la luz tu vientre,
sobre el lomo de unas metáforas
envejecidas hay un olor a esperanza
y la rosa revienta ante el asombro
de quien ya duerme, es intocable la muerte,
mas es indeleble la vida.

El aire se agrieta
y en la viscosidad de lo eterno
los arboles y los hombres
en un abrazo umbilical esparcen
semillas , dilatan los sueños,
florecen sonrisas,
amanece de fiesta, el jardín, el hogar de Dios.

Fausto Antonio Aybar.

sábado, 8 de diciembre de 2012

BROTE











PINTURA DE LOS ARTISTAS DOMINICANOS
VIRNA LIZI SVELTI QUEZADA
WILFRIDO VELASQUEZ GÓMEZ
(BROTE)


BROTE (POEMA)


Toma una flor,
me regala tus sueños ,
puedo ver brotar toda la luz
del mundo en tus ojos,
una multitud de luciérnagas
habitan en  la aureola de tu sonrisa,
y en mi silencio voy recorriendo, 
toda la esperanza de la humanidad,
toda la romería del universo. 

Me regalo una flor,
toma mis sueños,
es quebradizo el sendero,
quiero vivir en la inocencia total
de los arboles ermitaños, provocar
quien contamina, atrincherar a quien olvida.

Te regalo mi voz,
dame tus manos,
es imprescindible esta cadena 
de carne y sueños,
transfusión de sangre en los cielos.


Fausto Antonio Aybar . 

sábado, 24 de noviembre de 2012

EN EL DÍA DE LA NO VIOLENCIA CONTRA LA MUJER.





                                                CANTA SONIA SILVESTRE


DE VUELTA AL SUEÑO
En memoria a las Hermanas Mirabal
En el día internacional a la No violencia contra la mujer
25 de Noviembre.


Vuelven de las cenizas tres mariposas,
vuelven vestidas de colores de libertad
vuelven a nuestras memorias.
Tres mariposas para la patria herida,
para las manos cansadas,
para el grito que se agolpa entre
Las rejas de los sueños libres.
Tres mariposas golpeadas en mazmorras de odios,
tres mariposas desterradas de los libros
y las palabras.

Vuelven a volar tres mariposas,
vuelven rompiendo el silencio
de la historia, vuelven arañando
la conjura y el hombre, vuelven
de las vísceras del dolor.
Tres mariposas, tres flores, tres mujeres,
Patria, Minerva, Maria Teresa.

Tres mariposas para un sueño nuevo,
para un campo que pide agrito la tierra alambrada,
para unos niños descalzos y hambrientos.
Vuelven de los escombros de la historia,
tres mariposas, vuelven para a justiciar,
la voz que calla, el puño que castiga,
el látigo miserable y opresor .


Vuelven a volar tres mariposas,
vuelven a la patria transgredida.
Tres mariposas para las madres que lloran.
para las aulas vacías, para la cómplice muerte,
tres mariposas para la luz y el amor.



Fausto Antonio Aybar

viernes, 23 de noviembre de 2012

25 NOVIEMBRE DÍA INTERNACIONAL DE LA NO VIOLENCIA CONTRA LA MUJER ( HERMANAS MIRABAL )


Patria MirabalMinerva Mirabal
Patria, Minerva y María Teresa Mirabal Reyes
Las Hermanas Mirabal
Primera Parte
Heroínas de la lucha antitrujillista. Hijas de Mercedes Reyes Camilo (Chea) y Enrique Mirabal Fernández, comerciante y hacendado. Nacieron en Ojo de Agua, en Salcedo, en esa época perteneciente a la Provincia Espaillat.
Los primeros años
Casa en Ojo de Agua
Casa paterna en Ojo de Agua
(Pulse sobre la foto para ampliar)
La primera en nacer fue Patria Mercedes, el 27 de febrero de 1924. Bélgica Adela (Dedé) yMaría Argentina Minerva nacerían inmediatamente después de Patria en años consecutivos, el 1 de marzo de 1925 y el 12 de marzo de 1926 respectivamente. La cuarta, Antonia María Teresa, vino al mundo el 15 de octubre de 1935.
En Ojo de Agua realizaron sus primeros estudios, hasta el cuarto de primaria. Entonces, en 1937, los padres deciden enviar a las tres hermanas mayores al prestigioso Colegio Inmaculada Concepción, en La Vega, para que continuaran sus estudios como internas. Patria y Minerva son las primeras en irse; Dedé fue retenida unos meses para que ayudara con la pequeña María Teresa.
Patria y Dedé continuarían estudios hasta el nivel intermedio (octavo curso). Dedé mostraba interés en ayudar a su padre en los negocios. Patria contrajo matrimonio, con apenas 16 años de edad, con el hacendado Pedro González, de la comunidad vecina de Conuco, el 24 de febrero de 1941.
Con la interrupción de los estudios de Patria y Dedé, Enrique retiró temporalmente del colegio a Minerva, pero el afán de Minerva en continuar estudios hizo que Enrique permitiera que Minerva regresara al colegio después de un año. Minerva se destacó en el colegio como una estudiante excepcional, aplicada por completo a sus estudios y a la lectura en general.
Patria y Enrique Mirabal
Patria con su padre en Ojo de Agua
Finalmente, Minerva se graduó de bachiller con excelentes notas en 1946 y durante este último año su hermana María Teresa fue trasladada al Colegio Inmaculada Concepción, para que por lo menos por un año tuviese en el colegio la compañía de su hermana..
Contrario a sus expectaciones, Minerva no pudo continuar de inmediato estudios de Derecho en la capital como era su deseo debido a la tajante oposición de su madre doña Chea porque veía en ello un innegable peligro a su seguridad física, la real posibilidad de que fuera señalada y detectada como enemiga de la dictadura, dada la clara posición ideológica de Minerva, ya totalmente definida.
Minerva permanece en su hogar de Ojo de Agua junto a Dedé y mientras tanto María Teresa cursa estudios en el Colegio Inmaculada Concepción de La Vega pero, en su último año de bachillerato, sería trasladada al Colegio Sagrado Corazón de Jesús, en Santiago, por razones del asma que le aquejaba y que se esperaba que el cambio de clima le favoreciera.
Dedé, por su parte, contrae matrimonio con Jaime Fernández Camilo el 27 de marzo de 1948, estableciéndose en San Francisco de Macorís.
Durante este tiempo de obligado "retiro escolar", Minerva llegó a conocer a Pericles Franco, que había regresado del exilio en Chile para incorporarse a actividades políticas contra Trujillo. Pericles representaba al Partido Comunista y era estudiante de término de medicina. Minerva mantuvo una estrecha amistad con Pericles hasta que éste tuvo que marchar de nuevo al exilio en 1947.




Trama de Trujillo, emboscada y posterior asesinato

El 18 de mayo de 1960, las hermanas Minerva y María Teresa habían sido juzgadas en Santo Domingo, al igual que sus esposos, por atentar contra la seguridad del estado dominicano. Se les declaró culpables y fueron condenadas a tres años de prisión, inmediatamente todos comenzaron a purgar sus penas, pero ellas no durarían mucho en la cárcel. En un gesto extraño el 9 de agosto y por disposición expresa de Trujillo, Minerva y María Teresa Mirabal fueron puestas en libertad, sus maridos sin embargo continuaron en prisión. Estas disposiciones de Trujillo tenían doble propósito, por un lado pretendía demostrar su "generosidad", por el otro les daba la libertad a aquellas personas a quien él quería seguir hostilizando, este último era el caso de las Mirabal. No bien habían pasado un par de semanas de la libertad y ya existían informes sobre reuniones secretas contra el régimen encabezadas de nuevo por lasHermanas Mirabal esto, sumado a las presiones internacionales entre muchas cosas por el atentado en Venezuela contra el Presidente Rómulo Betancourt, por el que la OEA sancionó al estado dominicano con rompimiento de relaciones diplomáticas y económicas y la creciente caída de los diferentes regímenes dictatoriales en América Latina y en medio de un informe que inició de nuevo con los pasos que daban estas mujeres rebosó la copa de la tolerancia de Trujillo quien le ordenó al General Pupo Román un plan para desaparecer definitivamente a las Hermanas Mirabal. Recomendándole usar al SIM para su ejecución. La primera medida que tomó Pupo Román fue el traslado de los presos a la cárcel de Salcedo, al parecer aparentando benevolencia, pues de este modo no tendrían que realizar largos viajes a la cárcel de La Victoria, que era donde cumplían sus penas los esposos, en verdad esto era el inicio de la capitalización del plan para la eliminación de las hermanas Mirabal. El General Pupo Román, cumpliendo las orientaciones del Generalísimo dejó en manos del SIM (Servicio de Inteligencia Militar) a la sazón dirigida por el Capitán de Corbeta de la Marina de Guerra Mayor Cándido Torres Tejada, quien había sustituido al siniestro Johnny Abbes, que se encargaba en ese momento de dirigir la campaña contra la Iglesia y a la emisora Radio Caribe, pero en verdad Abbes seguía dirigiendo con sus ideas y tras bastidores al organismo opresor, para dar cumplimiento a la orden, Torres Tejada se dirigió a Santiago y le dio las instrucciones al jefe del SIM en lazona norte, el entonces Teniente Víctor Alicinio Peña Rivera y según escribe en su libro el propio Peña Rivera, éste le expuso el plan de la siguiente manera: "Vengo de parte del ministro de las Fuerzas Armadas, General Román, para que dispongas el traslado a Puerto Plata de los esposos de las Hermanas Mirabal, la justificación del traslado será el descubrimiento de armas clandestinas dirigidas al movimiento que ellos encabezan, la idea es que ellos nos ayuden a determinar si las personas apresadas las pueden identificar como miembros del movimiento, una vez terminado esto les puedes decir que serán regresados a Salcedo de nuevo. Una vez trasladados les prepararás una emboscada en la carretera a las Hermanas Mirabal, deben morir y se simulará un accidente automovilístico, ese es el deseo del jefe". Al día siguiente el cabo de la Policía Nacional Ciriaco de La Rosa llegó a los cuarteles del SIM en Santiago para cumplir con el plan, solicitó cuatro agentes y un vehículo para conformar el escuadrón de acción, Peña Rivera asignó a Alfonso Cruz ValerioEmilio estrada MalletaNéstor Antonio Pérez Terrero, y Ramón Emilio Rojas Lora. El 18 de noviembre el escuadrón regresó sin cumplir la orden alegando que las hermanas Mirabal viajaban con niños, el 22 de noviembre regresaron de nuevo alegando las mismas causas, pero el 25 de noviembre se pudo comprobar que en esa visita no andaban con niños sino con un chofer (Rufino de la Cruz) y otra de sus hermanas (Patria), se decidió entonces ejecutar el macabro plan. Tras despedirse de sus respectivos maridos, en el patio de la fortaleza, las tres mujeres y el chofer, salieron rumbo a Salcedo. Ya fuera de Puerto Plata, el jeep se desplazaba por la serpenteante carretera y al llegar al puente de Marapica, fueron detenidos por cuatro hombres que iban en un cepilloel cual atravesaron en medio del puente. Las tres mujeres fueron obligadas, a punta de pistola, a subirse al asiento trasero del vehículo de sus verdugos, mientras tres de éstos se montaban con el chofer en el jeep, dirigiéndose hacia La Cumbre donde estaba la casa, en la que les esperaba el capitán Peña Rivera para darles las instrucciones finales.

Casa donde vivieron las Hermanas Mirabal los últimos 10 meses de su vida.
Los dos vehículos entraron al patio de la casa. Las hermanas y el chofer fueron llevados a la fuerza por los sicarios dentro de la casa. De inmediato Peña Rivera hizo una seña a de la Rosa para que actuaran, retirándose hacia una lejana habitación de la casa. Entró a la casa y los repartió entre sus otros tres compañeros que debían ejecutar el plan al igual que pañuelos para ahorcar las víctimas. Fue así entonces que durante varios minutos unos quejidos y alaridos que no pudieron escucharse fuera de la estructura de la vivienda construida de adobe y forradas de caoba fueron emitidos, y con la respiración entrecortada, los sicarios dieron por teminada su labor de exterminio. Los cuerpos de las mujeres y el hombre ya no hacían ningún movimiento convulsivo, las apalearon hasta morir para luego introducir los cuerpos en el coche y simular un accidente de tráfico.Elsargento de la Rosa se dirigió entonces al aposento donde estaba Peña Rivera y le dijo: "Señor, misión cumplida".


Juicio e impunidad

En junio de 1962, se inició el juicio en contra de los acusados y cómplices del asesinato de las hermanas Mirabal y el chofer Rufino de la Cruz.
En el banquillo de los acusados fueron sentados los autores materiales del cuádruple crimen, Ciriaco de la Rosa, Alfonso Cruz Valerio, Emilio Estrada Malleta, Ramón Emilio Rojas Lora y Néstor Antonio Pérez.
Como cómplices fueron juzgados Sandito Almonte, Cándido Torres Tejada (ausente en el juicio), jefe de Operaciones del Servicio de Inteligencia Militar en la estación Central en Ciudad Trujillo, Víctor Alicinio Peña Rivera, jefe de Operaciones del SIM en el Cibao, Silvio Antonio Gómez Santana, Viterbo Álvarez (Pechito), Pedro Peña Ortiz y David Olivero.
El magistrado doctor Osvaldo B. Soto, presidía el tribunal especial. El Procurador fiscal era el doctor Rafael Valera Benítez, mientras que la parte civil estaba representada por los doctores Héctor Sánchez Morcelo, Ramón Pina Acevedo, Francisco Carvajal Martínez, Antonio Guzmán y Miguel A. Vásquez Fernández. El abogado de la defensa de los acusados fue el abogado de oficio Héctor Barón Goico. El tribunal condenó a los principales acusados a la pena máxima de 30 años, excepto a Ciriaco de la Rosa que de manera insólita fue condenado a sólo 20 años por supuestamente colaborar con la aclaración del crimen, aunque realmente nunca las cumplieron, tiempo después y con la ayuda de grupos militares trujillistas fueron provistos de pasaportes y sacados de la República Dominicana.
Ciriaco de la Rosa reveló durante el juicio posterior al asesinato lo siguiente:
Después de apresarlas, las condujimos al sitio escogido, donde ordené a Rojas Lora que cogiera palos y se llevara a una de las muchachas. Cumplió la orden en el acto y se llevó a una de ellas, la de las trenzas largas (María Teresa). Alfonso Cruz Valerio eligió a la más alta (Minerva), yo elegí a la más bajita y gordita (Patria) y Malleta, al chofer, Rufino de La Cruz. Ordené a cada uno que se internara en un cañaveral a orillas de la carretera, separadas todas para que las víctimas no presenciaran la ejecución de cada una de ellas.
Ordené a Pérez Terrero que permaneciera en la carretera a ver si se acercaba algún vehículo o alguien que pudiera enterarse del caso. Esa es la verdad del caso. Yo no quiero engañar a la justicia ni al pueblo. Traté de evitar el desastre, pero no pude, porque de lo contrario, nos hubieran liquidado a todos
.
Estas declaraciones fueron desmentida poco después al descubrirse que el crimen ocurrió realmente en los terrenos de la casa de La Cumbre, pues Peña Rivera quería ver los cadáveres con sus propios ojos antes de ordenar tirarlos por el precipicio, pues tenía que dar un informe fidedigno a sus superiores.

HOMENAJE 


viernes, 19 de octubre de 2012

DÍA NACIONAL DEL POETA 21 DE OCTUBRE ( SALOME UREÑA )








 NUESTRA POETA SALOME UREÑA 



El 21 de octubre de 1850 nace en la ciudad de Santo Domingo (República Dominicana), Salomé Ureña. Sus padres, Don Nicolás Ureña de Mendoza y Doña Gregoria Díaz de León, estimularon el estudio en la niña precoz, que se convertiría, más tarde, en una de las poetisas más grande de América.
Estudió en las escuelas públicas de la época y su padre, hombre de vasta cultura, la guió al estudio sistemático de los clásicos castellanos.
A los 20 años casó con Don Francisco Henríquez y Carvajal. De esta unión nacieron cuatro hijos: Francisco, Pedro, Max y Camila Henríquez Ureña.
Sin descuidar sus composiciones poéticas, y animada por su esposo, fundó en 1881 el primer centro femenino de enseñanza superior: el "Instituto de Señoritas". A los seis años de su fundación se graduaron las primeras seis maestras normales que tuvo la República Dominicana.
Sus primeros versos los publicó, bajo el seudónimo de «Herminia», a los 17 años. Su estilo nítido y espontáneo se manifiesta muchas veces lleno de ternura, como ocurre en El Ave y el Nido y otras veces su verso se torna viril y patriótico como en A la Patria y en Ruinas. La poetisa cantó a su patria, a su panorama hermoso, a sus hijos, a las flores, a la isla entera, y como una ofrenda a nuestro clima, ofrece La Llegada del Invierno.
Su vida fue corta. A los 47 años dejó de existir.
Salomé Ureña es considerada una de las grandes poetisas de América. En 1878 se le otorgó una medalla costeada por suscripción popular. Para el pueblo dominicano fue una gloria, y así se lo demostró en cada una de sus actuaciones civilistas. Cuando muere, el 6 de marzo de 1897, recibe de sus conciudadanos la más grande manifestación de dolor de que se haya tenido memoria en nuestra sociedad, como un homenaje a sus aportes.

poema

RUINAS
Memorias venerandas de otros días,
soberbios monumentos,
del pasado esplendor reliquias frías,
donde el arte vertió sus fantasías,
donde el alma expresó sus pensamientos.

Al veros ¡ay! con rapidez que pasma
por la angustiada mente
que sueña con la gloria y se entusiasma
la bella historia de otra edad luciente.

¡Oh, Quisqueya! Las ciencias agrupadas
te alzaron en sus hombros
del mundo a las atónitas miradas;
y hoy nos cuenta tus glorias olvidadas
la brisa que solloza en tus escombros.

Ayer, cuando las artes florecientes
su imperio aquí fijaron
y creaciones tuviste eminentes,
fuiste pasmo y asombro de las gentes,
y la Atenas moderna te llamaron.

Águila audaz que rápida tendiste
tus alas al vacío
y por sobre las nubes te meciste:
¿por qué te miro desolada y triste?
¿dó está de tu grandeza el poderío?

Vinieron años de amarguras tantas,
de tanta servidumbre;
que hoy esa historia al recordar te espantas,
porque inerme, de un dueño ante las plantas,
humillada te vio la muchedumbre.

Y las artes entonces, inactivas,
murieron en tu suelo,
se abatieron tus cúpulas altivas,
y las ciencias tendieron, fugitivas,
a otras regiones, con dolor, su vuelo.

¡Oh, mi Antilla infeliz que el alma adora!
Doquiera que la vista
ávida gira en tu entusiasmo ahora,
una ruina denuncia acusadora
las muertas glorias de tu genio artista.

¡Patria desventurada! ¿Qué anatema
cayó sobre tu frente?
Levanta ya de tu indolencia extrema:
la hora sonó de redención suprema
y ¡ay, si desmayas en la lid presente!

Pero vano temor: ya decidida
hacia el futuro avanzas;
ya del sueño despiertas a la vista,
y a la gloria te vas engrandecida
en alas de risueñas esperanzas.

Lucha, insiste, tus títulos reclama:
que el fuego de tu zona
preste a tu genio su potente llama,
y entre el aplauso que te dé la fama
vuelve a ceñirte la triunfal corona.

Que mientras sueño para ti una palma,
y al porvenir caminas,
no más se oprimirá de angustia el alma
cuando contemple en la callada calma
la majestad solemne de tus ruinas.

Salome Ureña  

martes, 9 de octubre de 2012

BEBE DESPIERTA, HAY SUEÑOS DE AMOR.







BEBE DESPIERTA, HAY SUEÑOS DE AMOR.
( Nada humano, me es ajeno) Terencio 
Dedicado a la niña Carleny Santana 
herida en la cabeza por una bala perdida
(Gracias Señor por darle un nuevo espacio de amor.)

Sueña,  Bebé  sueña; Bombón y Bellota están aquí,

esta oscuridad no puede inmovilizar tu sonrisa, sé que hay 
más de un millar de libélulas hurgando en tus sueños.
Y no sé quien desde su odio haló el gatillo.
Hay un proyectil devorando lo digital, lo intangible del amor,
 Bebé aun duerme.
Un charco de sangre despierta a Bellota.
¿Bombón dónde está?
Todo es de locura, nadie puede entender, hay un culpable,
¿quién fue el atrevido?, ¿por qué?
Si las alas sólo son para los ángeles.
¡Ay Burbuja, no te vaya por favor!

Bebé despierta, parece que estamos alucinando en el llanto,
alguien festeja la atrocidad, 

el reloj se desintegra de tanto dolor.
En esta sala; el silencio, la oración,
un leve susurrar, manantial multicolor,
Bombón y Bellota no resisten un adiós.
En el horizonte, de la mano del Señor,
Burbuja sonriente con noticia de amor.
Bebé despierta, no te vaya por favor,
en los ojos de las mariposas palpita el corazón.

Fausto Antonio Aybar.

viernes, 21 de septiembre de 2012

ARTISTAS PLÁSTICOS POR EL PLANETA

















ROBERTO HERRERA (PINTOR DOMINICANO)
RUMBO II COLECTIVA ECOLÓGICA

martes, 11 de septiembre de 2012

CONCURSO A LA MADRE TIERRA (3er LUGAR) POETAS Y ESCRITORES CON LA NATURALEZA









POETAS Y ESCRITORES CON LA NATURALEZA
CONCURSO A LA MADRE TIERRA (3er LUGAR )
JOAMBER GARCIA (VENEZUELA)

HERMANA TIERRA




Bailaré al son que las aves me canten.
Llévate las palabras que contaminan los mares
borra las huellas que queman los bosques;
he visto tortugas con muletas
y papagayos a blanco y negro,
un bosque que agoniza y queda en cenizas
hojas de otoño que gritan ayuda
vi ríos amargos y mares contaminados
lluvias ácidas que queman mis manos,
ejércitos de hormigas que salen a batallar y fallan.

Yo seré sin querer la respiración que falta en ti.
Vi edificios que traspasan las nubes
que quiebran la melodía de las aves que trae el viento.
¡Hermana Tierra soporta un poco más!
coseré cada grieta tuya
con hilos que me traen las marmotas,
come un poco de estas frutas maduras.
Hermana Tierra estás un poco marchita
algo olvidada y manchada.

Traeré la paz de las montañas
te acostaré en las suaves nubes
para que descanses un poco más,
me entristecen los peces que lloran por ti
viéndote cada día sufrir.

Si tienes calor traeré nieve de Antártida para refrescarte
si el Sol seca tu piel mojada
traeré una sombrilla Araguaney,
borraré cada marca, cada cicatriz
te haré un vestido blanco
con las cortinas que me regalan las cascadas.
Frágil como amapolas
recia como volcán al enfurecer.
Hermana Tierra aguanta un poco más
que el Doctor ya va a llegar.

Titulo: Hermana Tierra
Fecha: 26/07/2012
Hora: 2:13am
Autor: Joamber Garcia

lunes, 10 de septiembre de 2012

POETAS Y ESCRITORES CON LA NATURALEZA ( CONCURSO DE POESÍA A LA MADRE TIERRA )











concurso de poesía a la Madre Tierra
(poetas y escritores con la naturaleza)
2do lugar Fausto Antonio Aybar Ureña.
Rep. Dominicana. 


CAOS DEL LLANTO
(CANTO A COTUI)

Ahí está ella, la montaña,
coronada de nubes, habitada
por relámpagos y deidades, imponente
horizonte de una ciudad que duerme.
Más allá, ellos; no creo que sean humanos,
tal vez sean mutantes, pretenden
herir la montaña, desangrarla hasta beber
su último mineral.

Ahí ella: la montaña,
máquinas roncando en sus laderas,
olor a guayabas y naranjos,
y ellos, los humanos -perdón, los mutantes-
enfilando sus garras rumbo al último
bastión, donde las luciérnagas erigen
la textura de un sueño.

Allá, ellos,
no derraman lágrimas, son mutantes.
Aquí la montaña, volcán de vida, río infinito de luz.
Y los humanos, ¿dónde están?,
quizás dormidos, enterrados,
tierra de llantos y olvido.

Fausto Antonio Aybar Ureña

jueves, 12 de julio de 2012

MIGUEL HERNANDEZ (POETA UNIVERSAL)




















                         Autor : Fausto Antonio Aybar Ureña (República Dominicana)
                         Voz : Alfred Asis (poeta Chileno)
  


MIGUEL HERNANDEZ

En Orihuela, un pequeño pueblo del Levante español, rodeada del oasis exuberante de la huerta del Segura, nació Miguel Hernández el 30 de octubre de 1910. Hijo de un contratante de ganado, su niñez y adolescencia transcurren por la aireada y luminosa sierra oriolana tras un pequeño hato de cabras. En medio de la naturaleza contempla maravillado sus misterios: la luna y las estrellas, la lluvia, las propiedades de diversas hierbas, los ritos de la fecundación de los animales. Por las tardes ordeña las cabras y se dedica a repartir la leche por el vecindario. Sólo el breve paréntesis de unos años interrumpe esta vidad para asistir a la Escuela del Ave María, anexa al Colegio de Santo Domingo, donde estudia gramática, aritmética, geografía y religión, descollando por su extraordinario talento. En 1925, a los quince años de edad, tiene que abandonar el colegio para volver a conducir cabras por las cercanías de Orihuela. Pero sabe embellecer esta vida monótona con la lectura de numerosos libros de Gabriel y Galán, Miró, Zorrilla, Rubén Dario, que caen en sus manos y depositan en su espíritu ávido el germen de la poesía. A veces se pone escribir sencillos versos a la sombra de un árbol realizando sus primeros experimentos poéticos. Al atardecer merodea por el vecindario conociendo a Ramón y Gabriel Sijé y a los hermanos Fenoll, cuya panadería se convierte en tertulia del pequeño grupo de aficionados a las letras. Ramón Sijé, joven estudiante de derecho en la universidad de Murcia, le orienta en sus lectura, le guía hacia los clásicos y la poesía religiosa, le corrige y le alienta a proseguir su actividad creadora. El mundo de sus lecturas se amplía. El joven pastor va llevando a cabo un maravilloso esfuerzo de autoeducación con libros que consigue en la biblioteca del Círculo de Bellas Artes. Don Luis Almarcha, canónigo entonces de la catedral, le orienta en sus lecturas y le presta también libros. Poco a poco irá leyendo a los grandes autores del Siglo de Oro: Cervantes, Lope, Calderón, Góngora y Garcilaso, junto con algunos autores modernos como Juan Ramón y Antonio Machado. En el horno de Efén Fenoll, que está muy cerca de su casa, pasa largas horas en agradable tertulia discutiendo de poesía, recitando versos y recibiendo preciosas sugerencias del culto Ramón Sijé que acude allí a visitar a su novia Josefina Fenoll. Desde 1930 Miguel Hernández comienza a publicar poemas en el semanario El Pueblo de Orihuela y el diario El Día de Alicante. Su nombre comienza a sonar en revistas y diarios levantinos.



Primer viaje a Madrid y Perito en lunas




Poseído por la fiebre de la fama, en diciembre de 1931 se lanza a la conquista de Madrid con un puñado de poemas y unas recomendaciones que al fin de nada le sirven. Aunque un par de revistas literarias, La Gaceta Literaria y Estampa, acusan su presencia en la capital y piden un empleo o apoyo oficial para el "cabrero-poeta", las semanas pasan y, a pesar de la abnegada ayuda de un puñado de amigos oriolanos, tiene que volverse fracasado a Orihuela. Pero al menos ha podido tomarle el pulso a los gustos literarios de la capital que le inspiran su libro neogongorino Perito en lunas (1933), extraordinario ejercicio de lucha tenaz con la palabra y la sintaxis, muestra de una invencible voluntad de estilo. Tras este esfuerzo el poeta ya está forjado y ha logrado hacer de la lengua un instrumento maleable. En Orihuela continúa sus intensas lecturas y sigue escribiendo poesía. También sus amigos le preparan alguna actuación en público. En el Casino de Orihuela recita y explica su "Elegía media del toro". Otra vez, en abril de 1933, es en Alicante donde interpreta la misma elegía después de una docta charla de Ramón Sijé sobre Perito en lunas. La prensa local se hace eco del acontecimiento literario alimentando en el joven poeta el ansia y sed de celebridad.



Segundo viaje a Madrid



Un día, al salir de su trabajo, en una notaría de Orihuela, conoce a Josefina Manresa y se enamora de ella. Sus vivencias van hallando formulación lírica en una serie de sonetos que desembocarán en El rayo que no cesa (1936). Las lecturas de Calderón le inspiran su auto sacramental Quien te ha visto y quien te ve y sombra de lo que eras, que, publicado por Cruz y raya, le abrirá las puertas de Madrid a su segunda llegada en la primavera de 1934. Allí se mantiene con un empleo que le ofrece José María de Cossío para recoger datos y redactar historias de toreros. En Madrid su correspondencia amorosa no se interrumpe y la frecuente soledad inevitable en la gran ciudad le hace sentir nostalgia por la paz e intimidad de su Orihuela. Las cartas abundan en quejas sobre la pensión, rencillas de escritores, intrigas, el ruido y el tráfico. Así es que en cuanto le es posible vuelve a su pueblo para charlar con los amigos, comer fruta a satisfacción y bañarse en el río. Aunque lentamente, va creándose en Madrid su círculo de amigos: Altolaguirre, Alberti, Cernuda, Delia del Carril, María Zambrano, Vicente Aleixandre y Pablo Neruda. Entre ellos trata de vender algunos números de la revista El Gallo Crisis, recién fundada por Ramón Sijé, pero tienen que constatar que ésta no gusta a muchos de sus nuevos amigos. Neruda se lo confiesa abiertamente: "Querido Miguel, siento decirte que no me gusta El Gallo Crisis. Le hallo demasiado olor a iglesia, ahogado en incienso". Ramón Sijé teme perder a su gran amigo para sus ideales neocatólicos, pero pronto tienen que constatar que el ambiente de Madrid puede más que los ecos de la lejana Orihuela. Pablo Neruda insiste en sus ingeniosos sarcasmos anticlericales: "Celebro que no te hayas peleado con El Gallo Crisis pero esto te sobrevendrá a la larga. Tú eres demasiado sano para soportar ese tufo sotánico-satánico". Si Ramón Sijé y los amigos de Orihuela le llevaron a su orientación clasicista, a la poesía religiosa y al teatro sacro, Neruda y Aleixandre lo iniciaron en el surrealismo y le sugirieron, de palabra o con el ejemplo, las formas poéticas revolucionarias y la poesía comprometida, influyendo, sobre todo Neruda y Alberti, en la ideología social y política del joven poeta provinciano. Superada esta crisi, Miguel Hernández es ya un poeta hecho y comienza a crear lo más logrado y genial de su obra.


Guerra Civil

El estallido de la Guerra Civil en julio de 1936 le obliga a tomar una decisión. Miguel Hernández, sin dar lugar a dudas, la toma con entereza y entusiasmo por la República. No solamente entrega toda su persona, sino que también su creación lírica se trueca en arma de denuncia, testimonio, instrumento de lucha ya entusiasta, ya silenciosa y desesperada. Como voluntario se incorpora al 5? Regimiento, después de un viaje a Orihuela a despedirse de los suyos. Se le envía a hacer fortificaciones en Cubas, cerca de Madrid. Emilio Prados logra que se le traslade a la 1? Compañía del Cuartel General de Caballería como Comisario de Cultura del Batallón de El Campesino. Va pasando por diversos frentes: Boadilla del Monte, Pozuelo, Alcalá. En plena guerra logra escapar brevemente a Orihuela para casarse el 9 de marzo de 1937 con Josefina Manresa. A los pocos días tiene que marchar al frente de Jaén. Es una vida agitadísima de continuos viajes y actividad literaria. Todo esto y la tensión de la guerra le ocasionan una anemia cerebral aguda que le obliga por prescripción médica a retirarse a Cox para reponerse. Varias obritas de Teatro en la guerra y dos libros de poemas que han quedado como testimonio vigoroso de este momento bélico: Viento del pueblo (1937) y El hombre acecha (1939).

El poeta en la cárcel


En la primavera de 1939, ante la desbandada general del frente republicano, Miguel Hernández intenta cruzar la frontera portuguesa y es devuelto a las autoridades españolas. Así comienza su larga peregrinación por cárceles: Sevilla, Madrid. Difícil imaginarnos la vida en las prisiones en los meses posteriores a la guerra. Inesperadamente, a mediados de septiembre de 1939, es puesto en libertad. Fatídicamente, arrastrado por el amor a los suyos, se dirige a Orihuela, donde es encarcelado de nuevo en el seminario de San Miguel, convertido en prisión. El poeta -como dice lleno de amargura- sigue "haciendo turismo" por las cárceles de Madrid, Ocaña, Alicante, hasta que en su indefenso organismo se declara una "tuberculosis pulmonar aguda" que se extiende a ambos pulmones, alcanzando proporciones tan alarmantes que hasta el intento de trasladarlo al Sanatorio Penitenciario de Porta Coeli resulta imposible. Entre dolores acerbos, hemorragias agudas, golpes de tos, Miguel Hernández se va consumiendo inexorablemente. El 28 de marzo de 1942 expira a los treinta y un años de edad.


DE A LA ANTOLOGÍA MIL POEMAS 
           A MIGUEL HERNANDEZ  

SENDERO, EXTENSO POETA
Homenaje a Miguel Hernández
(Poeta Universal)

Fronteras,
que no son fronteras,
son espejismos,
romerías de salamanquesas
devorando amapolas heladas.

Horizonte,
sobre horizonte,
la carne no retorna,
las palabras, indelebles follajes
de los siglos, raudo rumiar del poeta.

extensa
o inextensa,
la muchedumbre, vocifera tu canto.
La tierra, jardín del llanto,
Orihuela, vendimia de oasis, de amor.

Sendero, infinitos relámpagos,
juego de luciérnagas,  escaramuza de luces,
los huesos, no van al olvido,
son ecos, transmutar de los sueños,
manecillas palabras  hilando el tiempo.

Fausto Antonio Aybar Ureña..